- Publicidad -

Ana Etayo, orgullosa de recuperar el puesto en la Selección Española

Actualidad

La jugadora del Sala Zaragoza confiesa estar «muy contenta y agradecida» por esta llamada que ha recibido de la selección

Ana Etayo, jugadora de Sala Zaragoza, soñó desde muy joven con llegar a ser importante en el fútbol sala nacional femenino. Poco a poco, con trabajo, esfuerzo y sacrificio, fue logrando el objetivo hasta convertirse en una de las jugadoras más importantes del panorama nacional.

La guardameta navarra cumplió el sueño de ser llamada por la selección española. Hoy, tiempo después de la primera llamada, se sigue ilusionado como el primer día cuando se ve en la lista de convocadas; circunstancia que volvió a ocurrir ayer cuando Claudia Pons la citó para los dos partidos amistosos que deberá disputar España. La selección jugará contra Portugal los días 13 y 14 de octubre en Lisboa. “Lo cierto es que no lo esperaba. Estoy muy contenta y agradecida por volver a tener esta oportunidad”, afirmó Ana Etayo.

La guardameta de Sala Zaragoza forma parte de un listado de 14 jugadoras que afrontarán estos próximos partidos con la seriedad que merecen. Estos dos encuentros sirven como preparación para el próximo Europeo. España se vuelve a medir a Portugal tras vencerlas en la final del primer Campeonato de Europa de Europa de fútbol sala femenino disputado en 2019. En aquel encuentro, las de Claudia Pons se proclamaron campeonas tras vencer a las anfitrionas (4-0).

«El pasado año fue la última vez que estuve con la selección, tuve la oportunidad de estar en Huelva y luego en el Preeuropeo, fue una experiencia fantástica ya que pude estar con las mejores jugadoras del mundo”, señaló Etayo, quien fuera nombrada séptima mejor portera del mundo en 2018 y segunda mejor de España.

La experiencia de Ana Etayo le hace ser consciente de la importancia que tiene el trabajo diario para poder alcanzar las metas marcadas en el camino. La portera del equipo aragonés sabe que los grandes sueños se consiguen tras haber cumplido primero los sueños pequeños que nos van haciendo grandes. “Tengo muchas ganas de ir a la selección pero también de entrenar con mi equipo, gracias al trabajo diario llegan los premios de la selección, sé que el trabajo con mi equipo es el que me permite recoger una buena cosecha”, finalizó Etayo.