No es No Verano 2019 – IAM

- Publicidad -

El premio de consolación

Estadística

Huesca y Rayo se juegan en estas dos últimas jornadas no quedar en el último lugar. Los de Vallecas parten con ventaja

Policlinica Altoaragon top post

Con Huesca y Rayo descendidos, queda en juego una plaza de descenso a Segunda División. Girona, Valladolid, Celta, Levante y Villarreal quieren evitar la quema. Algo ya imposible para el cuadro altoaragonés y el equipo de la franja, que tendrán que conformarse con luchar por la penúltima plaza. Este fin de semana esta lucha podría quedar matemáticamente cerrada o casi vista para sentencia.

Bar Álvaro

Si la SD Huesca cae en el Villamarín, una victoria del Rayo significaría para los de Francisco finalizar su primera campaña en la élite en última posición. En caso de empate rayista, se llegaría a la última jornada con 2 puntos de diferencia. El Huesca dependería de una derrota de los de Jeméz, al tener el golaverage particular perdido.

Partiendo de una victoria azulgrana contra el Betis, la historia es diferente. El Rayo llegaría a su último compromiso en el fondo de la tabla si no gana contra el Valladolid. Si el Huesca solo sumase un punto en su visita a Sevilla, una victoria rayista certificaría el último puesto matemático.

De este modo, los supuestos que pueden darse en la última jornada, con la SD Huesca con opciones de abandonar la última plaza se reducen a los siguientes casos. El Huesca puede llegar 1 o 2 puntos sobre el Rayo, 1 o 2 por debajo, o bien empatados, con golaverage ganado para los de Vallecas. En el primer caso, el equipo oscense sería 19º ganando, o bien igualando el resultado de su rival. Respecto al segundo, tendría que ganar y esperar un tropiezo en forma de empate (si está 1 punto por debajo) o de derrota (si está 2 por debajo).

Y en el tercer supuesto, el Huesca sería penúltimo ganando o empatando, siempre que el Rayo pierda. En caso de victoria sí valdrían las tablas en el Celta – Rayo. Para cerrar LaLiga, El Alcoraz acogerá el encuentro ante un Leganés que ya no se juega nada. ‘A priori’ sería más sencillo que un Celta que puede llegar todavía con la salvación en juego.

Un colista más competitivo

Haber conseguido más puntos que otros colistas no le sirve a la SD Huesca ni al Rayo Vallecano para salvarse. Y es que, pueden acabar la competición con 37 o 36 puntos, respectivamente. Cifras que en otros años no solo habrían servido para abandonar la última plaza, sino también para salvarse. La pasada campaña, con la salvación en 43 puntos, el colista fue el Málaga con 20. Hace dos temporadas, el Leganés se salvaría del descenso con 35 y la última plaza la marcaría el Granada, también con 20.

Para encontrar un colista que finalizase la competición con 36 o 37 puntos, cifra que como máximo pueden alcanzar Huesca o Rayo, hay que remontarse hasta la 2001/02. En aquel entonces fue el Real Zaragoza, con 37.

Comentarios