- Publicidad -

Partido de etiqueta en el Palacio

BM Huesca
-
-
BM Cuenca
X- 17.00

El Bada Huesca recibe este miércoles al BM Cuenca con la cuarta plaza de la Asobal en juego, sin Oier y con Lucas Calvo

Banner Podoactiva TOP Post

Partidos como el Bada Huesca y Cuenca merecerían tener público en la grada. La verdad es que cualquier duelo de esta Asobal sería plausible de ello. Pero cuando esta la cuarta plaza en juego, quizá entristece más un encuentro de este calibre a puerta cerrada. Otra cosa más achacable a la Covid-19. La realidad es que quién le iba a decir al Bada Huesca que en esta liga tan loca iba a tocar la parte noble de la clasificación con el objetivo de aferrarse a ella. Contra Cuenca no solo puede afianzar la cuarta plaza, también tocar la tercera en la que está su próximo rival, Ciudad de Logroño… si hubiera perdido contra Granollers.

Vuelve el balonmano al Palacio y el Bada Huesca espera a un Cuenca construido con mortero del bueno. Sobre el 40×20 un siete físico y rocoso. Una defensa pétrea que escolta a un buen portero como Maciel. Acaba de regresar de una lesión y posiblemente esté en ese punto donde le toque afinar, pero quien atesora calidad como es su caso, quema los días a velocidad de vértigo. Por delante, en el centro de la defensa, José Francisco Nolasco, técnico del Bada Huesca, destaca el poderío de Moscariello, Thiago Alves y Bulzamini. Muchos kilos y centímetros para cerrar huecos y alimentar lanzamientos incómodos del rival.

Si la defensa es de calidad, su ataque es también complicado. Contra Bidasoa dejó claro su poder de lanzamiento. Jugaron el pasado sábado 5 (32-27) y mantuvieron la pugna hasta bien entrado el segundo acto pese a que su portería no le acompañó. Y los irundarras no tienen, precisamente, malos porteros ni débil defensa.

Con una buena defensa, el siete manchego corre mucho y bien. Allí destacan dos jugadores que son calco: Vainstein y Pizarro. «Tendremos que minimizar al máximo nuestros errores. No tener pérdidas, porque ellos penalizan mucho cada balón que pierde el rival», acota Nolasco.

El siete altoaragonés llega a la cita sin Del Valle, baja por lesión de larga duración, y sin Oier lo que hace que entre en el extremo izquierdo el jugador del segundo equipo Lucas Calvo. El vasco se recupera de una lesión en el talón de un pie y hasta que no esté a plenitud no entrará en dinámica de competición. Por su parte, Domingo Mosquera volverá a la convocatoria y cada vez entra más en los planes de Nolasco.

Mostrar Comentarios