Ayuntamiento Zaragoza Cabecera

- Publicidad -

Así es Andriy Grytsak, energía y trabajo sucio

Scouting

Levitec Huesca recibe la cesión vía Estudiantes de un jugador de equipo, que da todo en pista con muchos intangibles

Banner Podoactiva TOP Post

Andriy Grytsak jugará cedido en Levitec Huesca en LEB Oro esta temporada 2019/2020. Llega desde Estudiantes de ACB, al igual que Alex Tamayo, volviendo a juntar dos jugadores de maragiños en Huesca, como ocurriera con la dupla Brizuela-Vicedo en la campaña 2014/2015. Ala-pívot zurdo de 2,01m de altura que nació en Ivano-Frankovsk (Ucrania), un 12 de junio del año 2000. No obstante ha vivido más en España que en su país natal. Llegó a Madrid con solo 7 años de edad. No tenía interés por el baloncesto, hasta que a los 10 años, por diversión, comenzó su idilio con el deporte de la canasta en la escuela de baloncesto de Las Rozas (Madrid), después de haber probado en benjamines con el fútbol sala.

Pronto comenzó a destacar. Fue el único jugador de CB Las Rozas en estar en la preselección de Madrid para el campeonato autómico de España infantil de 2014, aunque al final no entró en la selección definitiva. Esto sin duda llamó la atención de Estudiantes. Ese mismo verano se harían con él para reforzar el equipo cadete de primer año. Toma de contacto con la categoría que le sirvió para en el año 2016 proclamarse campeón de España cadete con Estudiantes, algo que no ocurría desde 1990, tras una final con Herbalife Gran Canaria. Un año donde también fue subcampeón con la selección cadete de Madrid en el campeonato autonómico tras caer en la final con Cataluña. Defendiendo a la comunidad de Madrid coincidió con Diego de Blas, además de con un Alex Tamayo con quien ya era compañero en Estudiantes.

Llegar a junior y comenzar en liga EBA

Dicho y hecho, Andriy Grytsak comenzaba en la temporada 2016/2017 su año junior. No obstante lo compaginó con su primera temporada en liga EBA. Con el equipo junior además de disputar el campeonato de la comunidad de Madrid, quedó en 5ª posición en el campeonato de España de clubes. En liga EBA disfrutó de muchos minutos con el filial de Estudiantes. 26 partidos y algo más de 20 minutos por partido. Produjo 3,2 puntos (49% de 2, 10% de 3, 60% de tiros libres), 4,3 rebotes y 0.9 balones robados. Con solo 16 años, una buena primera toma de contacto ante jugadores muchas veces adultos.

Para la campaña 2017/2018, todavía sin ser mayor de edad, Andriy Gritsak se encontró mucho más cómodo. También alternó con el equipo junior, donde nuevamente fueron 5º en el campeonato de España. Esta vez en liga EBA fueron 28 partidos jugados y casi 27 minutos por choque. Se sintió una pieza importante de equipo. Promedios de 8,2 puntos (50% de 2, 22% de 3, 55% de tiros libres), 7,6 rebotes, 1,6 asistencias y 2,6 robos de balón para 11,3 de valoración. Su mejor temporada dentro del baloncesto senior.

El curso pasado, 2018/2019, continuó en el filial de Estudiantes en liga EBA. Disputó 29 partidos y casi 23 minutos de media, bajando con respecto a la campaña anterior. Lógicamente sus registros bajaron a 6,2 puntos (51% de 2, 12% de 3, 43% de tiros libres), 6,1 rebotes, 1,3 asistencias y 1,9 robos de balón además de 1,1 tapones para 8,6 de valoración. El jugador se había estancado y la mejor solución era una cesión, algo que ha encontrado en Levitec Huesca.

Andriy Grytsak debuta en ACB con Estudiantes

El nuevo jugador verdiblanco puede presumir de haber debutado en ACB. No solamente ha debutado en la Liga Endesa, sino que el ucraniano llegó a jugar 5 partidos con Estudiantes durante toda la temporada 2018/2019. Eso si, su presencia testimonial, con 12 minutos en total, aunque estrenándose en la faceta anotadora consiguiendo un triple en uno de sus choques, además de 2 rebotes y 2 recuperaciones en total.

El debut en si le llegó muy pronto, ya que lo hizo en la jornada 9 del pasado curso. Fueron 1 minuto y 24 segundos ante el FC Barcelona, en un partido que ya estaba decidido. No obstante tuvo el descaro de lanzar un triple y anotarlo, acabando de maquillar el resultado y estrenándose con acierto en la máxima competición del baloncesto español.

Un fijo de las categorías inferiores de Ucrania

Hasta en 5 europeos ha disputado Andriy Grytsak con las categorías inferiores de Ucrania, siempre importante en todos ellos para su país, estando los últimos 4 veranos ocupado defendiendo los colores ucranianos. Su primera convocatoria fue en 2016, cuando disputó el Europeo u16 de la categoría B en Sofía (Bulgaria). Su selección acabó en 4º lugar, en un torneo que ganó Rusia. 8 partidos disputados y más de 24 minutos por encuentro. Firmó 8,1 puntos (50% de 2, 21% de 3, 38% de tiro libre), 5,1 rebotes, 2,5 asistencias, 2,8 robos y 1 tapón por partido.

En el verano de 2017, a pesar de tener 1 año menos que la mayoría de jugadores, recibió la llamada para disputar el Europeo u18 de Eslovaquia. La edad no fue un problema, ya que jugó 7 partidos con más de 27 minutos de media. Su aportación se tradujo en 4,7 puntos (50% tiros de campo, 13% de 3, 25% de tiro libre), 4,4 rebotes, 1,9 asistencias, 2,6 robos y 1,3 tapones. Su seleccíon acabó en el puesto 12 en un torneo que se llevó Serbia.

Doblete en el verano de 2018, donde participó tanto en el europeo u18 como en el u20 con apenas 18 años recien cumplidos. Primero disputó el Europeo u20 de Alemania, para jugar 5 partidos, ya que los 2 últimos no lo hizo, pensando en el compromiso u18 que tenía a continuación. Casi 22 minutos de media produciendo 5,8 puntos (56% de 2, 14% de 3, 46% de tiro libre), 6 rebotes, 1,4 asistencias, 2,4 robos y 1 tapón. Acabó en el puesto 11 ganando Israel el torneo.

Una semana más tarde estaba listo para jugar el Europeo u18 de Letonia. Llevó el peso ofensivo de su equipo, jugando en 6 de los 7 partidos. 25 minutos de media aportando 13,2 puntos (58% de 2, 27% de 3, 46% de tiro libre), 5,3 rebotes, 1,3 asistencias, 3,8 robos y 1,3 tapones. No fue suficiente y Ucrania acabó en el puesto 15, consiguiendo el oro Serbia.

En el último verano, el de 2019, fue convocado para el Europeo u20 de Israel. Papel muy importante el suyo, jugando 5 de los 7 partidos tras saber que su país quedaba al menos en el top 12. Indispensable en la rotación disputó casi 31 minutos de promedio, dejando unos números de 5,2 puntos (39% de 2, 14% de 3, 39% de tiro libre), 9,8 rebotes, 1 asistencia, 1,6 robos y 3,2 tapones. Estratosférica su producción en los rebotes, donde fue el segundo mejor del torneo y en tapones, donde nadie taponó más que el nuevo jugador de Levitec Huesca. Ucrania acabó en la posición 10, ganando el torneo Israel. Seguramente este no será su último europeo en categorías inferiores de Andriy Grytsak, ya que por edad todavía puede disputar el Europeo u20 de Lituania en 2020.

Cómo juega Andriy Grytsak, nuevo fichaje de Levitec Huesca

El nuevo jugador peñista destaca por su intensidad y energía en la pista. Por esta razón es un gran jugador para el trabajo sucio (rebotes, robos, tapones, defensa), donde destaca, además de los intangibles que tanto valoran los entrenadores. En ataque sus mejores armas son las transiciones y los puntos en segundas oportunidades. Corre a la perfección la pista, acompañando a sus compañeros o en primera persona. Se siente más cómodo cuanto más cerca de canasta mejor, creciendo su acierto bajo el aro o a media distancia. No obstante su juego es de fuera hacia dentro, ya que por la falta de centímetros le es difícil postear a pares más grandes. Se atreve desde el triple si se encuentra liberado no temblándole el pulso, aunque con un acierto que debe de mejorar. No es su papel ser el protagonista ofensivo del equipo.

En defensa es un jugador muy activo. Gracias a ello lee bien el juego lo que le ayuda a robar muchos balones, con manos o cortando las líneas de pase, saliendo rápido hacia canasta botando el mismo el balón. En ocasiones el exceso de energía le penaliza con faltas personales. Veloz desplazamiento lateral que le permite defender a aleros altos sin problemas. En el rebote es un auténtico carpanta, atacando de forma agresiva el ofensivo y guardando el defensivo, capturando rechaces casi por igual en ambos lados de la pista. Gran protector del aro a pesar de su estatura, con un gran «timing» de salto y potencia en sus piernas, siendo un buen taponador. No conoce la palabra miedo en la cancha, aplicando la misma intensidad sea cual sea el rival que hay enfrente.

Vídeo de Andriy Grytsak

Mostrar Comentarios