Banner Embou Cabecera Sección SD Huesca

Un ‘Chimy’ de primera

Actualidad

El comandante ‘Chimy’ Ávila ya ha igualado su cifra anotadora de la temporada pasada y es el hombre gol de la SD Huesca

Arizon y Gracia TOP Post

Con su tanto en el Huesca – Celta, el rosarino ‘Chimy’ Ávila se desmarca como máximo anotador del conjunto altoaragonés con 7 tantos en su casillero, seguido de lejos por Cucho (4) y Eteita (4). A esos 7 goles hay que sumarle las dos asistencias que ha dado, lo que hace que haya participado en 9 de los 36 goles que lleva el conjunto oscense (25%)

Banner Eurocamión – Oscauto – Post SD Huesca

Su gol de ayer, de bonita factura, llega cuando coge un rechace en la frontal del área pequeña. Para sorpresa de todo el mundo, en vez de tirar a la primera, lo que su impulsivo carácter habría justificado, recortó para acomodarse el balón y batió al meta del Celta. El gol, antes de entrar, pasa entre las piernas de un defensa, para darle aún más magestuosidad.

La campaña pasada, ‘Chimy’ llegó a anotar también 7 goles en los 2171 minutos que disputó. En la presente ha alcanzado la misma cifra solo en 1293 minutos, promediando un gol (sea anotando o asistiendo) cada 143 minutos. O lo que es casi lo mismo: genera un gol cada dos partidos.

Así, ‘Chimy’ se ha ganado un puesto de titular en la punta junto a Enric o a Cucho, pese a que ambos empezaron sus andaduras esta campaña como teóricos titulares.

Desde aquel antológico gol ante el Athletic de Bilbao en en el 2-2 de las primeras jornadas, ha anotado ante Valladolid (4-0), por partida doble al Girona (0-2), Sevilla (2-1), Alavés (1-3) y Celta (3-3). Más allá de eso, ha asistido frente al Getafe (2-1) y Real Madrid (3-2). Así pues, Chimy es prácticamente un seguro de puntos cuando tiene la puntería fina: solo ante al Alavés ha marcado y el Huesca no ha puntuado.

Pinturas Grasa Post

Enric revolucionó el choque

La entrada del delantero dio un aire fresco a los de Francisco, que salieron en la segunda mitad con varias marchas más que los celestes. en el 58′ salió por Yangel y en el 62′ anotó un gran tanto. La maniobra, que pasó desapercibida, es un recital de técnica: acomoda el cuerpo, salta y golpea el balón con el pie por encima de la altura de su cabeza en una tijereta para el recuerdo.

Así se reencontró el ariete con el gol, tras no marcar ante Alavés ni Real Madrid. Su último gol había sido ante el Getafe, a pase de ‘Chimy’ precisamente. Tuvo el partido en sus botas, pero erró una clarísima ocasión en el descuento del encuentro que habría supuesto el 4-3.

Escar Automóviles
Mostrar Comentarios